¿Cuál es el gusto de las matemáticas en los jóvenes del IEMS?

Estándar

gusto por las mates origami

Assiram Sofía Hernández Reséndiz 

Seguramente la mayoría de los jóvenes al escuchar la palabra ¡Matemáticas! se espantan, ya que no han tenido buenas experiencias con esta disciplina. La juventud es una de las etapas donde se tiende a desinteresarse lo que no es fácil, pues es la etapa de la diversión y el disfrute. ¿Pero en realidad a estos jóvenes no les interesan las matemáticas?

Las matemáticas comencé a conocerlas, desde un punto más algebraico y con más dificultad, en la etapa por la que estoy pasando que es la prepa. Cuando comencé con mi primer curso de mate el profesor que me enseñaba era muy bueno, pero yo no tanto en la materia, ya que venía de una escuela donde mi profesor anterior hacía como que enseñaba mate pero tenía malos cursos. Así que, como comprenderán, estaba muy atrasada. Sin embargo, a pesar de eso a mí las matemáticas me han gustado mucho, me apasionan, por lo cual me comprometí a echarle ganas y ponerme al corriente con el profe que tenía.

Ahora estoy en quinto semestre y al pasar varios cursos de mate también me he dado cuenta de los comportamientos que mis compañeros tienen en clase y cómo ha ido cambiando su perspectiva hacia ellas. Por eso me interesé en hacer una investigación más a fondo y descubrir los verdaderos motivos que causan un gusto por las mates.

gusto por las mates enseñanza

Realicé dos entrevistas a profesores que imparten la materia de matemáticas al profesor Jesús Omar Gómez Monteagudo, para conocer su visión en el aprendizaje de los jóvenes, él dijo que a los alumnos les cuesta trabajo aprender matemáticas, pero no sólo es cosa de los estudiantes, sino que influye mucho la relación que tengan con sus profes y lo que opinen en casa de las matemáticas, esto es multifactorial. También comentó que en el IEMS existen alumnos sumamente talentosos que lo que les falta es sólo encausarse y tener una guía, pero son jóvenes que pueden desempeñarse bien en las matemáticas e incluso como profesionistas. Además cree que los alumnos no se interesan por las mates ya que tienden a aprenderlas de manera algorítmica y artificial, sin ver la cara amable y apasionante que tienen. Él brinda un consejo a los jóvenes: que se acerquen a sus profes, ya que pueden ofrecerles ideas que no se pueden imaginar que existen dentro de las mates para que les puedan interesar mucho.

Y también entreviste al profesor José Lenin Villagra Barbosa para conocer su experiencia con las mates y qué lo llevó a ser un profesionista en ellas. Él nos cuenta que cuando estaba en la etapa de prepa las matemáticas no le interesaban mucho ya que no tuvo cursos donde le estimularan un gusto. El profesor comenzó a tener interés por sí solo y comenzó a adentrarse en ellas. Al hacer eso se volvieron un reto para él y le gustó la sensación de trabajar con eso que muchos no podían y poder superarlos. Además se dio cuenta de que al aprender matemáticas no había otra cosa que no pudiera aprender, para él fue como una cuestión ególatra por la que decidió estudiar matemáticas. A partir de ahí, a él las matemáticas le cambiaron la vida y la visión hacia el mundo. En cuestión de los jóvenes estudiantes, él cree que cuando alguien no se compromete a estudiar no lo va hacer, así que para el aprendizaje en las matemáticas, no sólo depende del profesor, sino de la manera de comprometerse de los alumnos.

Los jóvenes en ocasiones prefieren dejar de lado lo que les haga utilizar el razonamiento y el pensamiento, a veces les causa pereza. Prefieren hacer otro tipo de actividades, o inclusive no hacer nada, prefieren pasar su día en las banquitas de la escuela o echando un buen partido de futbol. Sin ponerse a indagar en que las matemáticas pueden ser sumamente divertidas.

gusto por las mates relacion de profe y alumno

Una opción sería participar en actividades divertidas que se relacionan con mate, por ejemplo, el taller del profesor Jesús Omar donde se aprende origami, que es el arte de doblar papel y donde se aprende a formar figuras como dodecaedros, estrellas, e incluso árboles de navidad y muchas cosas muy bonitas.

También la baraja aritmética, que consta en tener dos juegos de cartas del 11 al 25 y tres del 1 al 10, se juega de la siguiente manera: se toman cinco cartas y se pone una en el centro, con los números que te salieron de las cinco cartas debes realizar operaciones ya sea sumando, restando, multiplicando o dividiendo, para sacar el número de la carta que se puso en el centro. Es muy divertido. Hasta en casos ha llegado a ser vicio de algunos jóvenes, anímense a intentarlo.

Las mates, aparte de lo que enseñan los profes, tienen temas muy interesantes que les podrían fascinar. E incluso tiene que ver con las cosas que más les gustan, por ejemplo, fractales es un tema de matemáticas que seguramente no conoces y que es muy interesante, fractales tienen que ver con una descripción y una forma de modelo matemático para las complicadas formas de la naturaleza. Por ejemplo, en el perfil de una montaña, en franjas costeras, nubes, hojas, árboles, vegetales, copos de nieve y un sinnúmero de otros objetos que no son fácilmente descritos por la geometría tradicional. Basta con ver la rama de un árbol, para darnos cuenta de que tiene la misma estructura del tronco, o cortar un brócoli a una mínima escala para ver que es igual al del tamaño original, eso indica que cada objeto que presenta la misma forma o estructura, al cambiarle indefinidamente la escala de observación es un fractal.

Y como este tema, existe un sinnúmero de interesantes maneras de adentrarse a las matemáticas y tener gusto hacia ellas. También realicé una entrevista a un joven, Oscar García Martínez, de 21 años, que estudia Matemáticas en la Facultad de Ciencias de la UNAM para saber cómo fue su experiencia al lograr estar en una universidad y qué lo llevó a tener ese gusto por las mates. Él dice que al ingresar a la universidad se enfrentó a muchos retos ya que venía de una etapa donde todo era distinto a lo que estaba viviendo, se enfrentó a nuevas formas de trabajo, una nueva sociedad por así decirlo, a una nueva rutina, pero sobre todo se enfrentó a lo que realmente era estudiar, él dice que si vas con una mentalidad de buscar fiestas, novia(o), etc., nunca lograrás tu objetivo, ya que ahí realmente vas a lo que vas y te dedicas a eso, que es estudiar y aprender. Aunque tampoco para él es tan cerrado, ya que se dedica a lo que le gusta: las matemática. Dice que su gusto empezó porque se encontró a un buen profesor en el camino y que le encantó la manera como te hacen razonar y pensar, porque así puedes manipular muchas cosas. Aunque dice que cuando estaba iniciando la prepa odiaba a las mates.

Aquí un claro ejemplo de que si realmente te empeñas en aprender puedes alcanzar grandes metas y que si te acercas a pedir ayuda en lo que se te dificulta, por ejemplo las matemáticas, llegarás más lejos.

gusto por las mates encuesta

Realicé una encuesta a varios compañeros del plantel para conocer su opinión y gusto por las matemáticas, esta encuesta consta de 50 alumnos, los cuales fueron muy accesibles para resolverla. Las cifras que a continuación se presentarán son para dar a conocer los resultados de ésta:

Los rangos de las edades constan de entre 16 y 22 años. De los 50 encuestados: 22 dijeron que no les gustan las matemáticas, otros 24 dijeron que sí les gustan las matemáticas y los 4 restantes optaron por un punto medio. La mayoría de a los que les gustaban las matemáticas están entre la edad de 18 y 22 años, los que no les gustan o están un punto intermedio son de entre los 16 y 18 años.

Los principales motivos por los que eligieron la opción de “no me gusta” es porque son muy complicadas, difíciles y muy aburridas. Aparte de no tener buenos profesores y algunos aseguran no tener la capacidad para entenderlas.

Los motivos por los que eligieron la opción “sí me gusta” principalmente fue porque son interesantes, importantes, además de ser esenciales para la vida. Porque les gusta el pensamiento abstracto y trabajar con números, pero también porque aspiran a una carrera relacionada con las matemáticas. A muchos de ellos les gustan porque han tenido muy buenos profesores y los han guiado durante sus cursos, por eso le han agarrado gusto. Además de que hay muchos que les fueron inculcadas por parte de la familia desde pequeños y otros porque son muy buenos en la materia.

Los compañeros que optaron por la opción de “más o menos”, los motivos fueron que le entienden a la mayoría de los temas de su curso de mate, pero hay cosas que se les dificultan mucho, así que prefieren no meterse tan a fondo, pero no dejan de ser un poco de su agrado.

Pienso que todos tenemos la capacidad de aprender infinidad de cosas, sólo que no hay que cerrarnos las puertas y darnos oportunidad de conocer y aprender. Somos jóvenes, estamos en el proceso de ser curiosos, indagar y de sorprendernos, ¿por qué no probar con las matemáticas? Date la oportunidad de entrar a un nuevo y maravilloso mundo. ¡Anímate!

Anuncios

Y tú, ¿qué opinas? Deja un comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s